Etiqueta: brazos

Brazos cruzados con los pulgares hacia arriba: Superioridad u orgullo por uno mismo

Hay algunas posturas que quizás vemos repetidas veces en personas que conocemos, e incluso hasta podamos imitar a alguien tomando esa postura, y sin embargo, no ser conscientes de lo que la postura revela sobre la persona. Por eso, algo que me encanta del lenguaje corporal, es cuando cierto día le explicas a alguien el significado de una postura y dice: “pues es verdad! tal y cual persona pone muchas veces esa postura y son así!”.


¿Quieres saber cómo se siente contigo? Invade su espacio personal.

En la sociedad hay unas reglas no escritas que definen a cuánta distancia debemos situarnos de otras personas para estar cómodos, esta distancia puede variar entre 15 y 150 centímetros dependiendo de las circunstancias y el entorno, aunque también se puede medir en pasos, inhodoros, asientos, etc.. (para ilustrarlo, podemos hacer que otra persona se sienta incómodo andando demasiado cerca de ella, sentándonos en el asiento contigüo del cine estando la sala vacía, o en el caso de los hombres, utilizando el inhodoro más próximo habiendo otros libres).


La catapulta: Superioridad, Confianza o Relajación.

La catapulta se puede hacer tanto sentado como tumbado, sin embargo la posición tumbada de la catapulta la mayoría de las veces tendrá un significado de relajación (como cuando una persona está en la playa o en el campo tumbado tranquilamente), mientras que la catapulta en posición sentada implica superioridad o confianza.


Los brazos cruzados: una barrera natural ante algo que no nos gusta o nos desagrada.

Cuando nos acercamos a un niño pequeño al que no le agradamos, no es raro que el niño ponga mala cara y se vaya detrás de uno de sus padres, poniendolo entre él y nosotros a modo de barrera para protegerse. Es normal que los niños pequeños hagan esto, sin embargo cuando nos vamos haciendo mayores no es propio que sigamos escondiendonos detrás de otras personas u objetos cada vez que se nos acerca alguien que no nos agrada. Por eso, a medida que vamos haciendonos mayores, dejamos de usar a nuestros progenitores y a los objetos como barrera y comenzamos a usar otro tipo de barrera: nuestros propios brazos.


El gesto del ganador.

La postura del ganador es una expresión física no verbal que surge cuando una persona obtiene una victoria, un logro, o llega a su objetivo. El gesto consiste en flexionar el brazo con el puño cerrado (la palma hacia arriba) y hacer con él un rápido movimiento de arriba a abajo. El gesto del ganador puede ir acompañado por palabras efusivas (¡si!, ¡toma!, ¡bien!, ¡por fin!) y/o por otros gestos ,como levantar a la vez la rodilla contraria al brazo.